10 grandes empresas españolas impulsan sistema de identidad digital en Blockchain

Según ha informado Banco Santander, en una nota de prensa, la entidad financiera junto a otras empresas españolas, trabajan para desarrollar un modelo de identidad digital autogestionada con tecnología blockchain, que unifica los datos personales del usuario en la red, para así lograr la mejora de la experiencia de sus clientes en línea y el diseño de nuevos modelos de negocio.

Diez grandes empresas, colaboran en el desarrollo de una identidad única y autogestionada, Bankia, BME, CaixaBank, Liberbank, Línea directa Aseguradora, Mapfre, Ineteum, Naturgy, Repsol, el consorcio Alastria, además del Banco Santander, trabajan por dotar a los usuarios del control de sus datos personales, unificándolos en la red, para así lograr una mayor eficiencia en procesos como el alta de usuarios, la mejora de la experiencia de sus clientes en línea y el diseño de nuevos modelos de negocio.

Proyecto Dalion: nuevos modelos de negocio

El proyecto, llamado Dalion, se basa en el modelo de identidad digital de Alastria (Alastria ID), inició su primera fase en el 2019, y desde entonces, se ha venido analizando este modelo desde diferentes puntos de vista (negocio, seguridad, tecnología, legal, experiencia de usuario), así como también, se han desarrollado los componentes de software necesarios para que las empresas puedan ofrecer el uso de la identidad autogestionada en sus aplicaciones de negocio.

El proyecto, ha completado la prueba de concepto de forma positiva y se estima que para este mes comience la segunda fase del mismo, con el objetivo de desplegar la solución en mayo de 2021. El comunicado destaca que, este proyecto al permitirle al ciudadano el control sobre sus datos personales, hace realidad una identidad digital autogestionada por cada persona de forma segura y confiable y situará a España “a la cabeza en este tipo de desarrollos”.

Las compañías han podido corroborar, una vez completada la prueba de concepto, que la solución funciona satisfactoriamente, asimismo, afirman que, esta tiene el potencial para ser aplicada en otros sectores. La siguiente fase del proyecto, iniciará en noviembre apróximadamente, con el objetivo de completar en los próximos seis meses, los desarrollos para poder extender esta solución en un entorno productivo real en mayo de 2021.

Según se desprende de la nota, actualmente, la demo funciona sobre una de las infraestructuras de blockchain (Ethereum – Quorum) del consorcio Alastria, un desarrollo pionero en el uso de las librerías de código abierto desarrolladas por la Comisión de Identidad de Alastria. También continuarán trabajando en otros aspectos de implementación técnica y posibles casos de usos en los próximos meses.

Las empresas españolas copartícipes del proyecto, aseguran que Dalion, es una solución que garantiza la integridad y calidad de los datos, evitando duplicaciones y errores, a la vez que garantiza la privacidad del usuario, al no almacenar los datos personales en la red blockchain ni de forma centralizada e impidiendo la trazabilidad del mismo en la red.  

Asimismo, Dalion, permitirá combatir con mayor eficiencia los intentos de fraude y suplantación de identidad. Conjuntamente, con el objetivo de trasladar su capacidad a la innovación a la vida de las personas, el proyecto permitirá a las entidades involucradas, diseñar nuevos modelos de negocio (individuales y/o en conjuntos) para mejorar la experiencia del usuario a partir de las potencialidades de la identidad digital autogestionada.

El proyecto innovador, es concebido por las empresas como un reto tecnológico que posicionará a España a la vanguardia de blockchaidasn y la gestión de identidades, un punto fundamental en el ecosistema digital, no solo para los usuarios, sino también para las empresas.

Este proyecto busca diferenciarse de las soluciones de Single Sign-on (SSO), tipo Google o Facebook, centrándose en que la identidad digital, compuesta por múltiples atributos (credenciales), está certificada y validada por los emisores de dichas credenciales. Esto permite utilizar una única solución para la contratación segura de cualquier tipo de servicios por internet, que hasta la fecha requería mecanismos complejos, específicos de cada empresa o presencia física, agregan.

Identidad digital autogestionada

La instauración de la identidad digital autogestionada, aporta la confianza de que la información es fiable y no ha sido alterada, gracias a la tecnología de la cadena de bloques. La misma, permite a los usuarios tener sus datos personales en una sola identidad digital, respaldados por las empresas promotoras y almacenadas en su propio dispositivo móvil.

De esta manera, la persona tendrá la potestad de decidir con quién los comparte en cada momento, de forma rápida, sencilla y segura, para contratar cualquier servicio sin tener que rellenar formulario alguno. Es decir, el usuario podrá utilizar sus datos validados por otras entidades, para acceder a cualquier servicio que el usuario desee sin mayor esfuerzo, como por ejemplo, el alquiler de auto, contratar un seguro, pedir un préstamo, entre otros.

Ahora, bien, bajo este contexto, la nueva investigación, Identidad digital: Technology Evolution, Regulatory Landscape & Forecasts 2020-2025, desveló que las aplicaciones de identidad cívica superarán en números de tarjetas de identidad digital en uso en 2023, con un número de aplicaciones en un 41 por ciento mayor que las tarjetas en 2025.

La investigación pone de manifiesto, que las aplicaciones de identidad cívica, en las que las entidades emitidas por el gobierno se mantienen en una aplicación, representarán casi el 90 por ciento de las aplicaciones de identidad digital instaladas en todo el mundo en 2025.

La actual situación mundial frente a la pandemia del Covid-19, estimulará de acuerdo al informe, un cambio sin precedentes hacia los servicios digitales, a medida que la incorporación y verificación sólidas de los servicios digitales se vuelvan esenciales.

Nick Maynard, coautor del instrumento de investigación, explica que las aplicaciones de identidad cívica, se han convertido en una estrategia para impulsar la participación financiera digital, especialmente en las economías emergentes. “Después de la pandemia, esta capacidad será crucial para permitir un mayor compromiso”, señaló.

Por su parte, la consultora Juniper Research, determinó que la tecnología disruptiva blockchain, juega un papel muy importante para el futuro de la identidad digital, ya que las aplicaciones de identidad digital de terceros basadas en cadena de bloques, representa el 16 por ciento de todas las aplicaciones de terceros instaladas en 2025.